Tecnología
Estas herramientas son fundamentales para entender el desarrollo y el mercado de consumo de una nueva generación que ha encontrado en la tecnología un nuevo nicho para satisfacer sus necesidades.

Hay tres datos que comparten diversas casas de análisis y que son fundamentales para entender el desarrollo y el mercado de consumo de una nueva generación que ha encontrado en la tecnología un nuevo nicho para satisfacer sus necesidades de afectividad y amor.

 

Después de las de finanzas, las aplicaciones de citas están rankeadas en la segunda categoría de apps que más rápido genera actividad y compra tras ser instaladas.

 

Los juguetes sexuales ahora tecnológicos pueden convertirse en un elemento vulnerable que pueda ser una puerta de entrada para ataque.

 

Entre las redes sociales o aplicaciones de mensajería instantánea más utilizadas para ligar, destaca WhatsApp con 33.3% de las preferencias, seguida de cerca por Facebook con 25.1% e Instagram con 17.4% del total de los usuarios en México. En contraste, Twitter se ubica como una de las redes sociales con menor uso para ligar con tan sólo 6.4% de la preferencia.

 

 

Apps de citas muestran potencial para generar ingresos

La categoría de citas no es la que más aplicaciones desarrolla ni la que más descargas obtiene, pero puede ser un negocio atractivo.

 

Por ejemplo, en Android se agregaron 11,263 nuevas apps de dating que tuvieron casi medio millón de descargas y generaron 187 millones de dólares en ingresos el año pasado, de acuerdo al Reporte de Tendencias en Aplicaciones Móviles para 2020 de la firma Liftoff.

 

Las aplicaciones de citas con más usuarios en México son Tinder, Bumble, Happen, Grindr, Badoo y Tagged, según datos de Statista. Sin considerar a la categoría de juegos, Tinder destaca a nivel mundial como la app que más ingresos generó y en México ocupa el cuarto lugar, después de Netflix, Youtube y HBO, señala el reporte State of Mobile 2020 de App Annie.

 

“Los datos ayudan a los marketers a tener una mejor perspectiva de crecimiento estratégico y son una guía importante para que los departamentos de análisis y creativo logren mejores resultados en equipo.”, comentó Karl Berta, jefe de Liftoff para Latinoamérica.

 

Juguetes sexuales, son hackeados

Este tipo de juguetes o dispositivos, cada día son más utilizados y están fortaleciendo un mercado que marca número más fuertes año con año. Las últimas cifras que se compartieron en la feria de fabricantes de novedades para adultos, que se realiza en Estados Unidos, indican que esta industria se calculó como un segmento de mercado de 15,000 millones de dólares a escala mundial en 2018, pero se estima que para 2020 supere los 50,000 millones.

 

Así lo explicaron hace unos meses a Forbes México, Cecilia Pastorino y Denise Giusto, investigadoras de ciberseguridad de ESET, quienes se dieron a la tarea de realizar una investigación sobre cómo los juguetes sexuales ahora tecnológicos peden convertirse en un elemento vulnerable que pueda ser una pireta de entrada para ataque.

 

“En el corto plazo estamos viendo ya muchísimos juguetes un poco más complejos, como los robots sexuales, esto a largo plazo va a ser mucho más grave. Son cuestiones que debemos empezar a debatir ahora porque las consecuencias van a ser mayores. Cada vez estamos manipulando más data que es importante, que es sensible, que refleja intimidad del usuario, los gustos, etcétera, y cuando eso a medida de que se vaya haciendo más complejo, es necesario que las empresas empiecen a manejar mejor su seguridad y por otro lado, es necesario que el estado y las legislaciones acompañen brindando un marco legal, precisamente para iniciar acciones legales cuando esto no ocurra para garantizar la protección de los usuarios”, señalaron.

 

Y es que no solo se trata de hackear un juguete, sino de el uso que se le puede dar a la información que se obtenga en esta práctica, ya que puede ir desde fotos, videos, imágenes las cuales puedan comprometer al usuario de este tipo de dispositivos.

 

“No solamente se trata de hackear el juguete, sino que muchas veces estas aplicaciones están siendo utilizadas para hacer sexting o diferentes prácticas sexuales, no solo es darle el control a otra persona de tu juguete, generalmente va a involucrar una videoconferencia, una foto, un chat, va a haber una identidad digital involucrada, entonces puedo saber quién está detrás de esa identidad, puedo quedarme con esas fotos que me enviaron y se deberían de borrar y las guardo y se las envío  a otra persona. Puedo hacer un tipo extorsión a la persona que me las envió, entonces todas estas protecciones que deberían de tener este tipo de aplicaciones, vemos que no están”.

 

A la Caza en las Redes Sociales

Entre los 85.2 millones de internautas en México, 99.1% hacen uso de redes sociales, evidencia categórica de su masificación. Casi la mitad de ellos (44.8%) se ha involucrado sentimental o sexualmente con alguien que conocieron en una red social.

 

Ernetso Piedras, director de The Competitive Intelligence Unit, detalla en su más reciente estudio estos datos. “Se dice siempre que el tamaño importa y, en este caso, el del mercado en términos de usuarios de redes para el relacionamiento asciende a 37.8 millones”, detalla.

 

En términos de la eficacia de estas redes, 64% de los usuarios afirman que el uso de éstas ha beneficiado sus relaciones de pareja, no sólo en número, sino también en variedad.

 

Entre las redes sociales o aplicaciones de mensajería instantánea más utilizadas para ligar, destaca WhatsApp con 33.3% de las preferencias, seguida de cerca por Facebook con 25.1% e Instagram con 17.4% del total de los usuarios. En contraste, Twitter se ubica como una de las redes sociales con menor uso para ligar con tan sólo 6.4% de la preferencia.

 

Forbes México

Viernes 14 de Febrero, 2020
Más artículos